19 de septiembre de 2012

Agresivos bomberos tras las rejas

Detiene la policía municipal a dos bomberos acompañados de una mujer que al estar ebrios, golpearon entre los tres a dos féminas, una de ellas terminó en el hospital. Aparentemente una de ellas está embarazada con siete meses gestante.

En base a la información emitida por parte de la Dirección de Seguridad Pública, se dio a conocer que a las tres de la madrugada amaneciendo martes, agentes a bordo de la patrulla 7138 llevaron a cabo la detención de Arturo Álvarez Rojo de 50 años, Cirilo Marín Aparicio de 25 años, y Anahí Contreras Collado de 31 años, porque al estar ebrios arremetieron a golpes contra dos mujeres de nombres Esmeralda Nayeli Pech Santiago y Damaris Trujillo López, en la 90 avenidas entre Juárez y 2 Norte. De acuerdo a la información de la policía, Damaris Trujillo López terminó internada en el Hospital General a causa de las lesiones que presentó en el cuerpo, aunque la policía no pudo precisar cuál de las dos mujeres golpeadas presentaba un embarazo de siete meses de gestación.

Los dos bomberos y la mujer intentaron escapar al ver llegar a la policía, pero iniciaron una persecución hasta alcanzarlos, al ser detenidos fueron trasladados a la cárcel preventiva de donde a las ocho de la mañana de este martes, los turnaron al Ministerio Público del Fuero Común por el delito de lesiones.

Ante esa situación, Rudy Erosa Navarrete, director de Protección Civil, Bomberos, y Guardavidas, informó que tuvo conocimiento de lo ocurrido a las tres de la mañana, dando a conocer que Arturo Álvarez Rojo tiene 15 años de experiencia como paramédico en tanto que Cirilo Marín Aparicio, lleva tres años como bombero.

A decir del entrevistado, “el Consejo de Honor de este cuerpo se reunió a fin de solicitar la baja de los dos elementos, al ser personas que denigran al cuerpo de Bomberos. No podemos tener ese tipo de gente afectando la imagen y empañando la buena labor que hace la corporación”.

Recalcó que no pueden dejar pasar esta situación, “ya que la función de los bomberos es servir, ayudar y proteger a los ciudadanos de Cozumel. Uno de ellos ya tenía una carrera hecha y por una tontería está perdiendo su antigüedad y su empleo. Los damos de baja y la ley les aplicará una sanción ya que golpear a dos mujeres es un acto de cobardía y bajeza que no debe existir en la mentalidad de un bombero y no lo vamos a permitir” dijo.

Fuente: Por Esto!